Essaouira, Marruecos

A 3 horas de Marrakech está Essaouira, una tranquila ciudad a orillas del Atlántico. Sus calles me gustaron de entrada, ya que apenas llegué me perdí en sus laberintos tratando de alcanzar algo de la luz de la tarde que ya se iba.

ESSAOUIRA

Aunque también el comercio en todas sus formas es algo muy presente, da la impresión de ser un lugar más ordenado, más tranquilo, con aires marinos que se respiran muy adentro de la ciudad.



Essaouira es absolutamente diferente de Marrakech. Aunque también el comercio en todas sus formas es algo muy presente, da la impresión de ser un lugar más ordenado, más tranquilo, con aires marinos que se respiran muy adentro de la ciudad. Al sacar la cámara no sentí la presión de la gente buscando una propina a cambio de una fotografía. Si bien es cierto muchas personas se resisten cuando ven a un extraño caminando entre sus calles, pude percibir una mejor disposición a los visitantes.



La madrugada siguiente a mi llegada fue encantadora ya que hacía mucho no escuchaba cantar un gallo. Aún no salía el sol que entraría un par de horas más tarde por la ventana de mi habitación cuando el canto de ese gallo me recordó que estaba en un lugar pequeño, con una escala diferente de las grande ciudades, un lugar que me gustaba. El sonido de las gaviotas cerca del mar y el centenar de gatos que se encuentran en cada esquina terminan por completar su cautivadora atmósfera.


Essaouira al igual que otras ciudades de Marruecos también posee una loca distribución de sus calles. De hecho es fácil perderse y pensar que te acercas a tu destino cuando en realidad te alejas o caminas en círculos. Me pareció un lugar seguro, aunque nunca puedes afirmarlo con total determinación hasta no finalizar tu viaje. Me di el gusto de caminar de noche por calles poco transitadas y todo fue tranquilo. Tal vez me perdí de muchas cosas interesantes pero es mi forma de conocer los lugares, sin guías que me digan dónde ir, orientado sólo de mi intuición que a veces me sorprende con rincones que no aparecen en ninguna guía de viajes.

Fotografía ©Nelson González Arancibia

Síguenos en Instagram

 

Share
Etiquetado , , ,

Nos encantaría leer tus comentarios

A %d blogueros les gusta esto: